Errores en la medición de árboles en inventarios forestales

Un inventario forestal es una estimación del volumen de madera del bosque mediante la medición de diámetros y alturas de los árboles. Prodan, Peters, Cox y Real (1997), en su obra Mensura Forestal mencionan que “Resulta difícil dimensionar el error total que afecta a un inventario y aún más difícil programar un inventario estableciendo una magnitud límite para este error, pues las fuentes de error son numerosas y difíciles de dimensionar” (pág. 295).

Normalmente cualquier proceso de medición en un inventario incluye un error, que puede ser causado por diferentes factores, sean humanos,  método o por instrumentos utilizados. Ahora bien,  para conocer el error es necesario realizar la diferencia entre el valor medido y el valor verdadero, donde muchas veces nos preguntamos  cuál es el valor verdadero en variables como diámetros, alturas, etc. Llegar a encontrar el valor del error requiere mayor esfuerzo, más inversión y por lo tanto más costo en un inventario.

Lo más común en inventarios forestales o mediciones de datos es acercarse al valor real, para lo cual el forestal considera siempre tres aspectos del conjunto de datos: exactitud, precisión y el número de decimales.

Errores de medición en diámetros y alturas

Al momento de realizar la medición de diámetros y alturas pueden existir diferentes tipos de errores de medición, los mismos que pueden ser causados por los técnicos forestales, instrumentos de medida y por el método diseñado para la toma de información. Además, todo error puede llegar a convertirse en errores sistemáticos o aleatorios. No se considera que los errores sean producto de las condiciones ambientales, como algunas clasificaciones así lo manifiestan, porque el técnico forestal  puede evitar la influencia de los factores ambientales sobre el valor medido de diámetros y alturas.

En el caso de diámetros, se comentará tres errores típicos de medición. Un primer error que se comete en los inventarios forestales es  la altura del árbol a la que se mide el diámetro. Por regla general, sabemos que el DAP es el diámetro del árbol a la altura del pecho (1,3 m), medida estándar adoptada para medir el diámetro en los árboles; sin embargo, en operaciones de campo se puede evidenciar que los técnicos asumen como medida estándar la altura de su pecho más no el 1,30 m. Por ejemplo, supongamos que tres personas son las encargadas de medir los diámetros en un inventario forestal, la estatura de los técnicos es (1) 1,68 m, (2) 1,85 m y (3) 1,56 m. El pecho de cada uno de los técnicos está a la siguiente altura: (1) 1,30 m, (2) 1,50 m  y (3) 1,20 m. Una buena planificación con un buen diseño de método puede ayudar a corregir este error causado por medición de diámetros a diferentes alturas.

Un segundo error de medición, y ligado al anterior, es no dejar una marca en el fuste del árbol donde se realizó la medida del diámetro. Un buen diseño de método puede ayudar a corregir este error, en especial cuando se trata de parcelas permanentes, en donde es necesario la remedición de las parcelas.

El tercer error que se comparte  está relacionado con el instrumento de medición. Habitualmente, la medida del diámetro se realiza con cintas diamétricas. Es común observar a técnicos utilizar cintas diamétricas deterioradas, con numeraciones borrosas, cortadas y en muchos casos se han estirado producto del uso en condiciones climáticas adversas, provocando errores sistemáticos en la medición de diámetros. El uso de instrumentos de medición en buenas condiciones es vital para reducir los errores de medición.

En el caso de las alturas de los árboles, es muy común observar en inventarios forestales que las mediciones empiezan  a ser tomadas con un hipsómetro y terminan  estimando las alturas en base al criterio del técnico, peor cuando las estimaciones se realizan con decimales. Lo ideal es utilizar un solo método de medición de alturas y realizar todo el trabajo con el mismo método. Como se mencionó anteriormente, una buena planificación antes de realizar las mediciones ayuda a reducir los errores producto de improvisaciones en campo.

En resumen, las mediciones deben ser realizadas bajo un buen diseño del método, que especifique claramente los medidores, instrumentos de medición y tiempos de medición.

Cómo determinar el error de medición de una persona

Una manera de determinar el error de medición de los técnicos puede ser a través de la medición de n veces una variable, como el diámetro o altura, y luego calcular el error de medición, que puede ser un error promedio, error probable o el error estándar. Es  importante realizar estas pruebas antes de salir al campo.

Por ejemplo, supongamos que es necesario seleccionar el personal que medirá los diámetros en el inventario. Para esto, antes de salir al campo se ha decidido que dos técnicos midan los diámetros de 20 árboles, que serán los mismos árboles para cada técnico. Se calculará el error promedio de cada técnico y el que tenga el menor error será el encargado de realizar las mediciones de diámetros durante el inventario.

El error de medición se puede calcular utilizando diferentes fórmulas, por ejemplo error promedio, error probable y error estándar. El menor valor puede ser un factor a considerar para seleccionar a la persona encargada de las mediciones.

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: